Haz ejercicio con tus hijos

Sabemos la importancia de hacer ejercicio físico, pero cuando tienes hijos pequeños quizás es difícil encontrar el tiempo para ejercitarte. Cuando sea complicado encontrar el tiempo para ir a un gimnasio o para mantener una rutina regular de gimnasia en tu casa, no te des por vencida: la mejor idea es encontrar actividades en que tus hijos puedan participar y que signifiquen buen ejercicio físico. Aquí te damos algunas ideas para ejercitar con los niños.

Mother and baby doing yoga

1. Flexiones
Puedes adaptar las flexiones otros ejercicios similares a la capacidad de tu hijo. Tú puedes hacer flexiones tradicionales en el suelo (con las puntas de los pies en el suelo, piernas y espalda extendidas, codos flexionados), mientras tu pequeño puede sostenerse en sus rodillas o simplemente recostarse boca abajo en el suelo y estirar sus brazos.

2. Correr, caminar o ir en bici o patines.
Tu hijo puede acompañarte a sesiones se correr, caminar, andar en bicicleta o en patines. Los bebés y niños más pequeñitos pueden ir en cochecitos que tú empujes, en asientos para niños en la bicicleta, o en un trailer para bicis. Los niños más grandes pueden ir ellos solos a tu lado en monopatines, rollers, triciclos, bicicletas o patinetas.

3. Yoga para más de uno
No es difícil enseñar a tus peques algunas posturas sencillas de yoga para que pueda estirarse a tu lado. Muchos niños son realmente flexibles. Déjalo imitarte e ir a su propio ritmo de un modo suave.

4. Bailar
El modo más fácil de ejercitarse con niños es poner música y bailar vigorosamente. Tanto con tu música favorita como con discos para niños, bailar enérgicamente es un ejercicio cardiovascular estupendo. Incluso, puedes poner un vídeo o dvd de aerobic con música fuerte e invitar a tus hijos a una fiesta de baile y movimiento. Verás como tú puedes seguir las instrucciones de los ejercicios mientras los niños se divierten dando sus propios saltos.

5. Lleva tu propio peso.
Simples ejercicios de brazos y pecho utilizando un set de pesitas de mano o mancuernas es un modo fácil y efectivo de ejercitar en casa. Los niños pueden utilizar pesos pequeños como bloques de madera, bolsitas rellenas de arroz o botellas de agua llenas a la mitad. Además, ¡pueden practicar matemática al contar el número de ejercicios que hacen!

 

Fuente

www.imujer.com

Anuncios