Cómo hacer un peeling de forma natural

La piel se renueva cada 28 días, más o menos, de forma natural, eliminando las células muertas de la piel. Al hacernos una exfoliación lo que conseguimos es acelerar este proceso para que nuestra piel tenga un mejor aspecto.

El peeling se usa para eliminar o aliviar manchas, cicatrices, acné, arrugas y estrías. Los peeling naturales pueden aplicarse en cualquier parte del cuerpo. El peeling regenera una capa fina de la piel renovando nuestra piel con ácidos.

Ingredientes:
– Aceite de oliva
– Piña
– Papaya madura

Modo de empleo:
Es conveniente que lo hagas por la noche una o dos veces a la semana. Cuanto tu piel mejore es conveniente hacerlo solo una vez al mes.

Limpiar la zona que vayas a tratar con abundante agua templada, una vez que esté totalmente limpia, debes exfoliar primero la zona, en este caso usaremos las semillas de la Papaya.

Vacía la papaya con una cuchara, y tritura. Después debes frotar varios minutos con movimientos circulares suavemente sobre el área que vayamos a tratar.

A continuación, haremos una mascarilla. Tritura la piña, desechando la parte central, y la papaya, y aplica después una fina capa en la zona que vayas a tratar. Déjala reposar cinco minutos y finalmente retíralo con agua. Aplíca el aceite de oliva en la zona para hidratar.

Después de hacer el peeling, usa el aceite de oliva y déjalo actuar, sea cual sea tu tipo de piel, esto es importante ya que necesitas hidratación.

 

Fuente

mejorconsalud.com

Anuncios